Leche dorada de coco

Prueba la leche dorada de coco. Esta cálida bebida india está hecha con leche de coco, jengibre y cúrcuma. Además, es vegana.

¿Qué es la leche dorada de coco?

La leche dorada de coco es una bebida caliente que nutre y equilibra, lo que es especialmente agradable durante los meses de invierno para los que vivimos en climas más fríos. Tiene sus raíces en el Ayurveda, el antiguo sistema curativo holístico de la India, una versión más hispana podría ser la leche frita de la abuela.

La leche dorada es una combinación de sabores dulces, amargos, astringentes, picantes y especiados. También llamada a veces Turmeric Latte o Leche de Cúrcuma, suele contener cúrcuma, jengibre, pimienta negra y canela mezclados con leche entera de vaca y endulzada con miel. Algunas versiones añaden cardamomo molido y/o ghee (mantequilla clarificada).

En el Ayurveda, la leche dorada (o haldi doodh) es un tónico que suele consumirse antes de acostarse: la leche caliente puede dar sueño. Pero se puede beber en cualquier momento del día y a mí personalmente me gusta como alternativa al café.

Resulta que también es bueno para ti; se sabe que la cúrcuma ayuda a los distintos sistemas del cuerpo (digestivo, circulatorio, respiratorio). A algunos de los que nos gusta también nos gusta beberla cuando nos sentimos mal, ya que la cúrcuma y el jengibre están cargados de antioxidantes.

Y en cuanto a la pimienta negra, no es raro encontrar pimienta negra y cúrcuma juntas (en el polvo de curry, por ejemplo). Estos ingredientes tienen una historia de simbiosis nutricional: se cree que los compuestos de la pimienta negra ayudan a la absorción de los compuestos de la cúrcuma.

Ingredientes

  • 1 lata de leche de coco entera
  • 1 ó 2 cucharadas de jengibre fresco rallado, al gusto
  • 1 cucharadita de cúrcuma molida
  • 1/4 de cucharadita de canela molida
  • Una pizca de sal marina fina
  • Pizca de pimienta negra molida
  • 1 cucharadita de extracto de vainilla
  • 2 cucharaditas de jarabe de arce
  • Palitos de canela y/o canela molida o cúrcuma, para servir (opcional)

Elaboración

  • Calentar la leche de coco:

    En una cacerola pequeña a fuego medio-bajo, calienta la leche de coco hasta que veas un poco de vapor, unos 2 o 3 minutos.

  • Añadir las especias:

    Añadir el jengibre, la cúrcuma, la canela, la sal marina y la pimienta negra, y batir suavemente para combinar. Añadir el extracto de vainilla y batir para combinar. Retirar la leche del fuego, dejar que se enfríe un poco y añadir el sirope de arce.

    Probar la leche con una cuchara y ajustar si es necesario. ¿Necesita más especias? Añade un poco de jengibre. ¿No es lo suficientemente dulce para su gusto? Añade un poco más de sirope de arce. ¿Te parece que los sabores no te hablan lo suficientemente alto en general? Añade otra pizca de sal.

     

  • Cocer a fuego lento:

    Deje que la leche dorada llegue a hervir a fuego lento, podría ver algunas burbujas en los lados de la olla, podría ver algo de espuma en la superficie y luego apague el fuego.

    Este paso ayuda a reintegrar los sabores después de añadir el sirope de arce y hacer cualquier ajuste con las especias. También garantiza que la bebida esté caliente y no tibia.

     

  • Colar y servir:

    Cuela los trozos fibrosos de jengibre que queden a través de un colador de malla fina. Viértelo en tu taza favorita, espolvoréalo con un poco más de cúrcuma y/o canela molida y ponte cómodo en el sofá con una manta y tu taza.